Ventajas del renting flexible para pequeñas y medianas empresas

Ventajas del renting flexible para pequeñas y medianas empresas

Gestionar los recursos de tu pequeña y mediana empresa es imprescindible para su crecimiento y fortalecimiento, independientemente del sector en el que trabajes. En concreto, en la actualidad, los vehículos de empresa son necesarios para desarrollar el trabajo del día a día, y en función del sector en el que desarrolles tu actividad necesitarás un modelo u otro.

Sin embargo, plantear la compra de un vehículo propio para la empresa supone un desembolso inicial importante o bien asumir un endeudamiento. Se trata de una decisión relevante, puesto que es una necesidad, pero no por ello debes condicionar tu liquidez o asumir un compromiso con el banco a largo plazo. En realidad, tampoco sabes cómo te irá, y si la empresa no va bien, tendrás que pagar igualmente las cuotas del préstamo. Además, la compra de un coche o furgoneta para el negocio es una inversión como herramienta de trabajo, pero no se revaloriza en el tiempo, de manera que si decides vender, no recuperarás tu dinero.

Soluciones para disfrutar de un vehículo de empresa

Frente a la compra, una de las opciones que tenéis encima de la mesa las pequeñas y medianas empresas es el renting flexible para pymes. Se trata de una forma de alquiler de vehículos que os permite elegir el vehículo deseado y por el tiempo que necesitéis, sin compromisos ni penalizaciones, y con todas las ventajas del tradicional renting.

El renting flexible permite alquilar el número de vehículos que precises por el tiempo que vayas a necesitarlos, pagando solo por ese alquiler. Las empresas que trabajan en este sector cuentan con una amplia flota que permite dar solución a distintos sectores y áreas diferentes. Por ejemplo, si queremos un coche para el departamento comercial, nos interesará uno que consuma poco carburante y que sea pequeño; en cambio, si lo queremos para el administrador de la empresa, es posible que nos interese uno de alta gama, y lo mismo pasa con las furgonetas para transportar mercancías: en función del volumen, precisaremos un modelo u otro, asegurando que todos estén homologados.

De esta manera, si crees que vas a necesitar un vehículo para transportar mercancías durante un año, pero tu cliente cancela el contrato, tú también podrás cancelar el del renting flexible sin que ello te suponga ninguna penalización. De esta manera, la economía de tu mercantil no se verá afectada.

Beneficios del renting flexible

El renting flexible ofrece múltiples beneficios a las pequeñas y medianas empresas. Los empresarios tenéis a vuestra disposición el modelo que necesitéis, y ya hemos comentado que no existe penalización por cancelar el contrato de alquiler por anticipado. Si queréis, podéis renovar de forma periódica el alquiler, usando un servicio de preentrega y el vehículo siempre está a punto.

Otra de las ventajas radica en el mantenimiento y la gestión de la documentación. No hay que preocuparse de estos temas, ya que la empresa de renting los gestiona directamente. Si tienes una avería, puedes disponer de forma inmediata de un vehículo de sustitución y también cuentas con ventajas fiscales, puesto que podrás desgravar el IVA de la factura y presentarla como gasto de empresa.

You Might Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *